Escrito por Tendenzias

El Diablo, la carta número 15

La carta número 15 del Tarot, el Diablo, es una de las más incomprendidas por todos los prejuicios que tenemos hacia este personaje, y por las supersticiones que le acompañan. Este arcano está relacionado con la letra hebraica Samed.

Si tomamos una interpretación de conjunto este arcano representa las fuerzas de la naturaleza bajo el aspecto bipolar, y por tanto, la idea del bien y del mal, que está la mente del hombre, y no impícitamente en la Naturaleza.

En las lecturas que hagamos el Diablo manifiesta el destino, ya sea bueno o malo, es el poder de la seducción, del impulso ciego, de la tentación, o la obsesión. Esta carta tiene que ver con las pasiones incontrolables, con lo que nos atrae sin poder evitarlo.

Si la pregunta hace referencia a una persona y nos aparece el Diablo habla de alguien que se deja llevar por instintos terrenales, y por las adicciones como drogas, alcohol o juego. Se trata de una persona muy desequilibrada psicológicamente, yo no me fiaría de ella.

En el trabajo la carta habla de cambios laborales, traiciones que posibilitan la pérdida de lo que antes hemos logrado. Lo mismo ocurre con el dinero, que viene a ser, robos o pérdidas.

En la amistad nos advierte sobre algunos falsos amigos que nos traicionarán. En el amor nos indica una etapa de crisis, también suele hacer referencia a encuentros nuevos, emocionantes, con relaciones extra-conyugales muy intensas basadas únicamente en el placer, léase cuernos.

En cuanto a la salud tendremos que cuidar el hígado y el páncreas.

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos